EL CHAMAN

DIETA

SABIDURIA

Las Plantas Y La Evolucion Espiritual

Hay diferentes caminos apropiados para el auto descubrimiento. El camino que yo he elegido es el camino de las plantas maestras, el chamanismo y tomar Ayahausca es un buen camino para la evolución espiritual.

Pero tenemos que entender que las plantas en sí mismas no son suficientes para crecer espiritualmente. Es necesario tener la guía adecuada. Cuando no hay la guía adecuada, el gol, la dirección que necesitamos seguir, se puede volver borrosa, difícil de sentir y difícil de entender.

En el mundo occidental hay cierta confusión sobre esto porque mucha gente piensa que simplemente por entrar en estas dimensiones y estados de conciencia, es espiritualidad. Simplemente por tener estas experiencias, eso es espiritual.

Estas experiencias en otros reinos pueden producir ciertos efectos en nosotros que pueden llevarte a comprensiones profundas y eso es correcto. Pero si no nos dirigimos hacia el autodescubrimiento y hacia cambiar nuestras vidas y vivirlas más acorde con la divinidad, cercándonos cada vez más al ser, puede que no sea de mucho valor para la evolución espiritual.

El verdadero propósito de tomar esta planta y del trabajo que estoy haciendo es el autodescubrimiento y la sabiduría interna y eso es muy, muy importante.

¿Cuál es el propósito de tomar ayuhuasca muchas veces y no dirigirnos hacia nuestra esencia divina?

Si tenemos muchas experiencias con las plantas, en este caso con la ayahuasca y estas, no están dirigidas en la dirección correcta es difícil evolucionar espiritualmente.

Esa es la razón por la que la ceremonia debe ser guiada por un chamán que conozca la planta y la vibración correcta. Deberíamos entender la importancia de la vibración que comparte el chamán, la vibración que él o ella comparten es vital para nuestra evolución espiritual.

 

Es esta vibración la que empieza hacer el trabajo en nosotros, esta empieza a producir ciertas experiencias que aportan la profundidad y el entendimiento necesario para ser menos reactivos y más conscientes de lo que estamos procesando. Es en este espacio que empezamos a entender más y más quiénes somos. Algunas veces para aprender esto debemos pasar por las mismas enseñanzas una y otra vez.

Aquí no estoy hablando del trabajo que hacemos con la planta estoy hablando del trabajo que hacemos después en nuestras vidas, durante la experiencia con la ayahuasca cuando la ceremonia es guiada con la vibración correcta ciertas cosas van a cambiar en el interior de nosotros mismos, entonces si nos concentramos en la vibración, si hacemos nuestro trabajo apropiadamente, cuando volvamos a casa tendremos mucho trabajo por hacer. El trabajo que hemos hecho durante la ceremonia despertará ciertas experiencias, ciertos encuentros con diferentes personas, despertará ciertas tendencias, que estaban dormidas en la profundidad de nosotros mismos y estas nos impactarán de manera para que poco a poco sepamos reconocerlas, sanarlas y comprender la dirección que debemos seguir.

El trabajo más importante que el chaman hace en cuanto a la evolución espiritual en las profundidades de la ayahuasca es conectar nuestras almas a la vibración correcta, para que durante y después de la ceremonia podamos procesar nuestro Karma, nuestras tendencias y nuestra concentración y así seguir evolucionando.

El trabajo mas importante que yo estoy haciendo con esta planta, el trabajo que Dios quiere de mí con esta planta ahora, es el traer la vibración a las almas de la gente para que sus espíritus encuentren una dirección y sus cuerpos y sus mentes se purifiquen para poder avanzar en el profundo entendimiento de la realidad en nuestro interior.